COMPARTIR

95 total views, 1 views today

Positiva la postura que asume nuestro país, a través del canciller Marcelo Ebrard Casaubón en la Reunión del Grupo Internacional de Contacto (GIC), donde reiteró que por mandato constitucional México no se puede apoyar la injerencia política ni participar en algo que implique determinar el proceso electoral en otros países.

Lo anterior, lo reconoció Mario Delgado Carrillo, coordinador de los diputados federales de Morena, quien respaldó la participación del gobierno de México en el proceso denominado “Mecanismo de Montevideo”, con el cual se privilegia la diplomacia sobre las demás alternativas, para alcanzar la paz y la estabilidad de manera sostenible, legítima y efectiva en Venezuela.

En comunicado de prensa, calificó de valiosa la posición del gobierno mexicano, porque más allá de ponerse de un lado o del otro, como ocurre en la comunidad internacional, México ha decidido adoptar un posicionamiento responsable, inteligente, porque está pensando en una posible ruta de salida a través del diálogo, la negociación, el respeto a la autonomía de los pueblos y la protección de los derechos humanos”.

Asimismo, consideró que la participación de los gobiernos de México, Uruguay y de los países de la Comunidad del Caribe (CARICOM), en atención al llamado del secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, debiera considerarse como una vía para abordar la compleja situación que prevalece en Venezuela, a través del diálogo para la negociación, desde una perspectiva de respeto al derecho internacional y a los derechos humanos.

Delgado Carrillo coincidió en que la posición histórica de las naciones que participaron en la elaboración del “Mecanismo de Montevideo” han privilegiado siempre la diplomacia sobre las demás alternativas, ya que sólo así se podrá alcanzar la paz y la estabilidad de manera sostenible, legítima y efectiva.

“Queremos ofrecer todo nuestro respaldo al gobierno de México, al canciller Marcelo Ebrard Casaubón, con esta propuesta de diálogo de respeto a la autonomía de los pueblos y para evitar la violencia”, destacó Delgado Carrillo.

Recordó que el “mecanismo de Montevideo” es una iniciativa que se pone a disposición de los actores venezolanos como una alternativa pacífica y democrática para privilegiar el diálogo y la paz, así como fomentar las condiciones necesarias para una solución integral, comprehensiva y duradera.