COMPARTIR

61 total views, 2 views today

Los 100 días de la administración de Andrés Manuel López Obrador se han caracterizado por gobernar con violencia de género y obstaculizar el empoderamiento de las mujeres mexicanas, denunció la vice coordinadora de la bancada del Partido Revolucionario Institucional en la Cámara de Diputados, Anilú Ingram Vallines.

La legisladora federal veracruzana, enlistó algunos ejemplos de malas decisiones por parte del presidente en los primeros cien días de su gobierno, consideró que ha quedado a deber.

«Nos prometieron un crecimiento económico del 4%, pero en cien días vemos mas lejano que se cumpla, pues no creceremos ni al ritmo promedio prometido, sino mucho menos que el sexenio pasado», dijo.

Puntualizó la falsa bandera de la austeridad y el uso óptimo de los recursos y de que cómo dichas decisiones han tenido un alto impacto en los mexicanos, no sólo en el dinero, sino en su prosperidad.

«Con la cancelación del nuevo aeropuerto los mexicanos tendremos una pérdida de 240 mil millones de pesos y una merma de 46 mil empleos formales», agregó.

Ingram Vallines lamentó que se hayan designado mil 400 millones a Veracruz para temas de infraestructura y peor aún, que la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT) no informe en qué serán aplicados.

Respecto a programas sociales, la congresista criticó que éstos carezcan de reglas de operación y se entreguen de manera discrecional, pero sobre todo el recorte de hasta un 50 por ciento a programas dirigidos a mujeres.

«Son cien días los que han bastado para darnos cuenta de que esta supuesta Cuarta Transformación no gobierna con perspectiva de género, por el contrario, no protege a las mujeres y obstaculiza su empoderamiento», señaló la exdelegada de Sedesol.

La diputada citó la reducción del 50% de presupuesto al programa de Estancias Infantiles, que derivó en el cierre del 40 por ciento en todo el país; la falta de recursos para la prevención del cáncer cervicouterino.

En su opinión esto es gobernar con la violencia de género, debido a que la reducción de recursos es en detrimento a las mujeres.

«Sí creo que hay muchos temas que nos dejan con mal sabor de boca», afirmó.

Manifestó que si bien cien días es muy poco tiempo para hacer un balance, es una realidad que el gobierno de López Obrador destaca por el doble discurso.

«Los hechos dicen otra cosa. El discurso es uno y los hechos son otros. Deseo que le vaya bien al presidente López Obrador, porque si le va bien al gobierno de México les va bien a los mexicanos».

La diputada federal por Veracruz espera que el presidente de México retome el rumbo, la sensibilidad y el compromiso.

«Porque la campaña ya pasó, quedó atrás, hoy hay que gobernar, pues en los hechos son muy tangibles los errores, los falsos recursos y las mentiras», concluyó.