COMPARTIR

72 total views, 2 views today

Con el fin de perfeccionar la normatividad en materia de la calidad en atención hospitalaria, la Comisión de Salud, presidida por la diputada morenista, Miroslava Sánchez Galván inauguró el foro “Prevención integral de las infecciones asociadas a la atención a la salud, IAAS”.

Las IAAS o infección nosocomial son las contraídas por un paciente durante su tratamiento en un hospital u otro centro sanitario, y que dicho paciente no tenía ni estaba incubando en el momento de su ingreso. Son el evento adverso más frecuente durante la prestación de la atención clínica en todo el mundo.

La diputada convocante, Ana Patricia Peralta de la Peña, secretaria de la comisión, afirmó que se han convertido en un problema de salud pública, incluso provocan muertes innecesarias, por ello, urge trabajar en la cultura de la prevención para disminuir la mortalidad que provoca.

Sin la debida atención y cuidados necesarios, no sólo pueden infectar a pacientes, también al personal de hospitales, residentes, familiares visitantes y a toda persona que por diversas razones acuden al médico.

Este foro, subrayó, permitirá conocer el punto de vista de expertos para dimensionar el impacto en la salud, el costo en las finanzas públicas y la importancia de la prevención. “Está en manos del Legislativo, disponer y organizar el andamiaje legal que ofrezca una viabilidad para implementar dichas estrategias”.

La diputada Sánchez Galván coincidió en que la participación de expertos permitirá mejorar la normatividad de atención a pacientes.

Es fundamental atender el tema de las infecciones nosocomiales debido a las implicaciones que tiene en la salud. Es de todos conocidos que los organismos intrahospitalarios producen serias dificultades dentro de los nosocomios.

“De aquí saldrán líneas de manejo de acción para mejorar las condiciones tanto de pacientes y personal, y lo que sea necesario hacer en el ámbito legislativo se hará en pro de la salud”.

La legisladora Carmen Medel Palma, también de Morena, puntualizó que los riesgos e impactos en la salud ocasionados no son visibles para las autoridades competentes; por ello, es imprescindible implantar acciones que detengan el alto índice de mortandad.

Cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS) señalan que existen alrededor de 450 mil casos de infecciones; se producen alrededor de 32 muertes por cada 100 mil pacientes, situación que le cuesta al Estado aproximadamente mil 500 millones de pesos por año, afirmó.

Es imperante darle importancia y establecer medidas de prevención a través de la legislación, generar y aplicar formas precautorias que vayan desde lo más simple, con el objetivo de garantizar el control de contagio en los establecimientos de atención sanitaria.

El diputado panista, Éctor Jaime Ramírez Barba, consideró que falta mucho por hacer y pidió a los expertos detectar qué áreas de la ley se podrían perfeccionar. “No creo que el fruto de este consenso pudiera ser modificar la ley, pero si es necesario se hace”.

Comentó que estudios en la materia demuestran que las infecciones se propagan porque no se toman medidas básicas necesarias como lavarse las manos. “Durante cuatro años se observó lo que hacían los médicos y descubrieron que de cada 10, seis lo hace bien. El estudio demostró que las enfermeras se lavan mejor las manos; en las terapias, donde hay dispositivos complicados hay menos cuidados en el aseo”.

Existen pocos estudios sobre esto “vale la pena investigar más para saber qué está ocurriendo”, mencionó.

Frinné Azuara Yarzábal, legisladora del PRI, expresó que no se puede continuar recortando el presupuesto para el sector salud, “es importante hacer, desde el Legislativo, lo necesario para lograr recursos para las instituciones. La Comisión da seguimiento a todas las políticas públicas, para que este año se fortalezca económicamente a los servicios de salud”.

Al hablar de la importancia de la regulación en la prevención de IAAS, la vicepresidenta de la Asociación Mexicana para la Prevención y Atención de la Salud, María Teresa Soriano Ibarra, sugirió adherir a la Ley General de Salud la definición de infecciones nosocomiales, porque así toda la legislación secundaria podría adicionar la definición que da la OMS.