COMPARTIR

56 total views, 1 views today

El presidente Andrés Manuel López Obrador explicó que su propuesta de Ley de Amnistía, enviada este domingo al Congreso, busca la reinserción de personas que están detenidas por delitos menores, sobre todo de los más humildes, y que desean reincorporarse a la vida pública.
Sin embargo, apuntó en su conferencia de prensa matutina, para ser aplicada, antes debe pasar por la autorización de las víctimas, además de valorar el tipo de delitos y el compromiso de los infractores de no volver a cometer ilícitos.

En su conferencia de prensa matutina, el Ejecutivo federal expuso que dicha iniciativa tiene que ver con la gente humilde que no fue asistida, que no tuvo acceso a un abogado.

Señaló que el propósito es dejar en libertad a indígenas que están en la cárcel de manera injusta, sobre todo a las mujeres y ancianos que no tuvieron una defensa adecuada, que no se les asistió y los delitos por los que son acusados no son delitos graves, de sangre, de violencia.

Indicó que se atiende de manera particular los casos de los considerados presos políticos, como el de algunos maestros que fueron a la cárcel acusados injustamente de lavado de dinero, pues “se demostró que fueron delitos fabricados, ahí se sigue otro procedimiento, más complicado, pero se lleva a cabo”.

“Lo de la iniciativa de ley de amnistía es para que salgan más con menos delitos y gente más humilde de las cárceles”, subrayó el presidente López Obrador, quien reiteró que no hay impunidad ni hay corrupción tolerada arriba, en la parte más alta del gobierno, de arriba para abajo como se limpian las escaleras, ya lo puedo decir no hay corrupción”, puntualizó.

El pasado domingo 15 de septiembre, López Obrador envió a la Cámara de Diputados la propuesta de Ley de Amnistía que ofreció durante su campaña, con la que busca dejar en libertad a personas presas por delitos específicos luego de analizar diversos factores de cada caso.

Por otra parte, el tabasqueño señaló que tras los ataques a instalaciones petroleras en Arabia Saudita, que provocaron una alza en los precios del petróleo, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que en México no habrá variaciones en los precios de las gasolinas y que se mantendrá el compromiso de no aumenten los precios de combustibles “en términos reales”.

“A pesar de los ajustes en los precios del crudo al alza, nosotros estamos protegidos”, tras los atentados a plantas productoras, dijo el primer mandatario en su conferencia de prensa matutina, pues “a pesar de la situación especial en lo externo, en nuestro país vamos a mantener la estabilidad, es un equilibrio que tenemos que mantener”.

Adelantó que habrá una reunión entre la Secretaría de Hacienda y Petróleos Mexicanos (Pemex) para hacer el análisis, “porque por un lado nos beneficia el aumento en el precio del crudo; pero como somos compradores de gasolinas, nos puede perjudicar”.

Sostuvo que el abasto de gasolinas está asegurado “sin ningún problema” a través de las importaciones, además de que se aumentó la capacidad de refinación de las plantas de Pemex, y aprovechó para destacar que está muy satisfecho con la administración de la empresa productiva del Estado, a cargo de Octavio Romero Oropeza.

ntx