COMPARTIR

89 total views, 1 views today

El sábado pasado, Andrés Manuel López Obrador dio un mensaje en Twitter, hablando del Golpe de Estado y por lo delicado del mismo, miles de personas comenzaron a opinar al respecto. El país está polarizado y las redes sociales son un reflejo de dicha división de opiniones, y así lo hemos podido constatar.

Andrés Manuel López Obrador tuiteó: “¡Qué equivocados están los conservadores y sus halcones!

Pudieron cometer la traición de derrocar y asesinar a Madero porque este hombre bueno, Apóstol de la Democracia, no supo, o las circunstancias no se lo permitieron, apoyarse en una base social que lo protegiera y respaldara”

“Ahora es distinto. Aunque son otras realidades y no debe caerse en la simplicidad de las comparaciones, la trasformación que encabezo cuenta con el respaldo de una mayoría libre y consciente, justa y amante de la legalidad y de la paz, que no permitiría otro golpe de Estado”.

“Aquí no hay la más mínima oportunidad para los Huertas, los Francos, los Hitler o los Pinochet. El México de hoy no es tierra fértil para el genocidio ni para canallas que lo imploren”.

Es muy delicado que el propio Presidente de México esté poniendo sobre la mesa la posibilidad de que alguien esté armando un Golpe de Estado, y más cuando desde hace semanas en las altas esferas del poder se escucha una versión diferente a la oficial sobre el caso de la captura de Ovidio Guzmán.

Hace unas semanas los reflectores del mundo se dirigieron hacia México debido a que, en la ciudad de Culiacán, Sinaloa se realizó un operativo donde capturaron a Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín Guzmán Loera conocido internacionalmente como El Chapo.

Ese día se desató una guerra en Culiacán, y al final la autoridad decidió que por el bien de la ciudadanía lo mejor era dejar en libertad a Ovidio Guzmán, al menos esa fue la versión oficial que emitió el Gobierno Federal, y por supuesto que la versión oficial desató miles de críticas al considerarse un hecho histórico.

Desde las primeras horas circuló una versión sobre los hechos que es muy preocupante, que desde el principio hay que dejar bien claro que no está confirmada y que simplemente es algo que se escucha en las altas esferas del poder. Lo que se dice es que el Gobierno Federal no estaba enterado del operativo de captura de Ovidio Guzmán, y que la acción fue estratégicamente desenada por un poder fuera de México… ¿Para qué? ¿Con qué finalidad? ¿Se trataría de una estrategia de efecto dominó?

Dejando a un lado esa versión, la realidad es que, desde el primer momento del operativo para capturar a Ovidio, el Gobierno Federal dio diversas versiones que confundieron a la población, y tal vez es por eso, que no sabían que dicha acción se llevaría a cabo, peor, que la misma fue instruida por un poder que no pertenece a este país.

Hace unos días un alto mando de las fuerzas castrenses criticó al Presidente en su propia cara, y le dijo un tremendo discurso donde enfatizó que los soldados están ofendidos por lo que ocurrió en Culiacán, y que la lealtad del Ejercito está para los mexicanos, sin duda este hecho es fuertísimo ya que nunca se había visto algo así. Y ahora tenemos a Andrés Manuel López Obrador hablando de un Golpe de Estado, y por eso hoy más que nunca los mexicanos debemos estar muy atentos a todo lo que pueda acontecer.