COMPARTIR

 60 total views,  2 views today

Nadie hará cambiar a López Obrador.

Lo saben sus cercanos y sobre todo Marcelo Ebrard y Ricardo Monreal.

Tanto el secretario de Relaciones Exteriores como el jefe del control político del Senado de la República, lo hemos dicho aquí, están convencidos de la inflexibilidad del tabasqueño.

Aun así, los dos aspirantes a la candidatura presidencial para 2024 por el partido del Estado, uno desde el gabinete y el otro en autonomía, han convenido dar la lucha.

El par espera un cambio de escenario político en el país, pues ahora el control del Presidente es absoluto y está decidido a no permitir ninguna digresión a sus dictados y proyecciones.

Dígalo si no la lucha de Ricardo Monreal por impulsar la elección primaria porque a su juicio las encuestas ya están devaluadas y han sido impugnadas en prácticamente todos los procesos.

El zacatecano es, además, víctima de ese proceso viciado en 2017, cuando sin dar ni firma de encuestadora ni cifras del resultado él fue desplazado por Claudia Sheinbaum.

LA SEGUNDA OPCIÓN

En ese escenario aparece el emergente.

Ayer Mario Delgado aseguró que Adán Augusto López tiene posibilidades de saltar de la Secretaría de Gobernación (Segob) a la candidatura presidencial del 2024.

Y es verdad: Adán Augusto es la segunda opción.

En Tabasco desde el principio del sexenio se difundió la especie de una secretaria temporal, Olga Sánchez Cordero, y el relevo a mitad del sexenio por Adán Augusto López.

Hubo diferencias en el relevo tabasqueño, pues el ahora encargado de la política interior propuso en primera instancia al expanista José Antonio de la Vega como interino.

-No, porque es de Arturo Núñez y Núñez es un traidor -rechazó López Obrador.

Sobre la marcha sugirió: el piloto Carlos Manuel Merino Campos.

Lo hizo a despecho de otros con mayor carrera e identificados con su movimiento como los ex priistas César Raúl Ojeda y Humberto Mayans.

Eso es secundario frente a otro hecho: quienes pronosticaron el relevo de Sánchez Cordero por López también anunciaron que es la segunda opción por si algo falla con Sheinbaum.

EMBESTIDA A SANDRA

1.- No ha pasado el enojo presidencial por la pérdida de nueve de las 16 alcaldías de la Ciudad de México.

Y menos por Cuauhtémoc, donde se asienta la sede de los tres Poderes de la Unión y a donde llegó la oposicionista Sandra Cuevas.

Por ello está en marcha una embestida contra ella, en cuyo empeño es mano el matrimonio morenista René Bejarano-Dolores Padierna.

Ante esta situación, a la flamante alcaldesa Sandra Cuevas solamente le resta hacer buen trabajo: mejorar los servicios urbanos de la Cuauhtémoc, tapar baches, limpiar las calles, iluminar calles, jerarquizar inversiones…

Una buena administración matará cualquier pretensión de destituirla como se han propuesto Bejarano, Padierna y su jefe político en cuyo nombre él recibía millones de dólares de Carlos Ahumada.

Y 2.- La alcaldesa de Benito Juárez, Mara Lezama, asegura estar limpia de culpa y no ser perseguida por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) o la Fiscalía General de la República (FGR).

Se dice lista para ser candidata del partido de Estado a gobernadora de Quintana Roo.