COMPARTIR

 26 total views,  2 views today

  • Pide fortalecer a las bases para acompañar el proyecto que encabeza el Presidente Andrés Manuel López Obrador

Por primera vez, el Gobierno Federal y sus instituciones no intervinieron en el proceso electoral, por lo que las y los ciudadanos decidieron en libertad. Ahora, afirmó el senador Ricardo Monreal Ávila, toca a Morena fortalecer a sus bases, reestructurar al partido y construir una nueva gobernabilidad que beneficie a la gente.

En un video mensaje que publicó en sus redes sociales, el líder de la mayoría legislativa en el Senado asentó que se requiere una reforma profunda en el partido para que éste pueda acompañar eficazmente el proyecto que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Dijo que en los comicios del 6 de junio la gente decidió en libertad y eso es una buena noticia, “una lección muy importante que nos dio y que se otorgó a la ciudadanía por un Gobierno de izquierda”.

Se trató, dijo, de un proceso limpio, en el que se registraron pocos reclamos, pocas inconsistencias que, seguramente, se van a diluir en los tribunales, por los resultados cerrados en algunos distritos y entidades federativas.

En más de 40 años en la actividad pública como servidor público, recodó, “es la primera vez que veo que el Gobierno Federal y sus instituciones no intervienen en un proceso interno; ni con recursos públicos ilegales, ni con sus propios funcionarios a los que se les asignaban estados, circunscripciones o distritos, ni tampoco vi que fueran usados programas a cambio del voto”.

Ricardo Monreal destacó que, a partir de los resultados del domingo pasado, el movimiento gobernará en 17 estados, con 18 Congresos locales con mayoría de este partido y sus aliados.

“Ahora hay que cumplir, ahora hay que hacer buenos gobiernos. Ahora hay que intentar construir una nueva gobernabilidad” que beneficie a la gente.

A Morena le corresponde iniciar “una reforma profunda, renovando liderazgos, reestructurando, permitiendo la afiliación libre de los ciudadanos que deseen hacerlo”.

“Y darle una sacudida al Partido para que sea un instrumento legítimo de defensa de nuestras instituciones y que sea un instrumento legítimo de acompañamiento de las políticas públicas del Presidente de la República”.

“Ahora le corresponde a Morena iniciar su proceso de reestructuración profunda”, asentó el senador.