COMPARTIR

 36 total views,  2 views today

Por tratarse de un tema de interés nacional, es imperativo que las autoridades federales de salud informen al Congreso de la Unión, con transparencia y precisión, el destino de las vacunas contra el COVID-19 que se han recibido en el país, así como los mecanismos de distribución que aseguran su uso correcto.

Ante ello, la diputada federal Laura Barrera Fortoul, presentó un Punto de Acuerdo a la Comisión Permanente del Poder Legislativo, avalado por los legisladores del Partido Revolucionario Institucional, con el objetivo de solicitar a la Secretaría de Salud, al Consejo de Salubridad General y al Consejo Nacional de Vacunación, informen puntualmente el destino de las vacunas que ha recibido el país y los criterios de distribución de las mismas.

“Buscamos que los ciudadanos tengan la certeza en el acceso y distribución de las vacunas, que cuenten con información cierta y precisa sobre el avance de las actividades de inmunización durante la pandemia de COVID-19”, planteó.

La también presidenta de la Comisión de Atención a Grupos Vulnerables, señaló que con base en datos de la Secretaría de Salud, al 18 de julio de 2021, el país recibió poco más de 73.6 millones de vacunas contra el COVID-19, un día antes, el 17 de julio, informó que se habían aplicado 54.2 millones de dosis, hecho que causa controversia en diversos medios de información, porque hay una diferencia importante entre las vacunas recibidas y las aplicadas, de más de 19.4 millones.

“La Secretaría de Salud y la empresa responsable de la distribución a las entidades federativas, BIRMEX, no han proporcionado datos precisos sobre el manejo y conservación de la cadena de frío y resguardo de las vacunas no aplicadas”, insistió la legisladora del Estado de México.

El tema es de interés nacional, “se han destinado recursos por un monto indeterminado y es urgente que las autoridades de salud informen de manera precisa y fiable sobre los costos, almacenaje, destino y aplicación de las vacunas”, concluyó.